lunes, 9 de marzo de 2015

Expatriado

Dejar el lugar en el que naciste y creciste, decir adiós a familia y amigos para comenzar de cero es muy duro. La realidad supera la ficción y no importa cuánto nos hayamos imaginado como será. Todo se vive muy intensamente.

No quiero ni imaginarme lo que supone mentalmente para una persona verse obligado por una guerra a tener que dejar su hogar sin saber si podrá volver o no.

A mí me obligaron unas circunstancias familiares muy duras con un sufrimiento que no le deseo a nadie. Ya no es que mis padres no pudieran pagarme la carrera, es que yo les tenía que llenar la nevera a ellos. Hice lo que tenía que hacer, sin pensar en si eso era lo mejor para mí en ese momento.

Los primeros meses viviendo fuera se pasan rápido. Todo es nuevo, hay mucho por ver y por descubrir. Pero todo cambia cuando la estancia en ese país extranjero se convierte en permanente, cuando el billete de vuelta no es al país donde creciste, sino al país que ahora es tu hogar.

Es casi como estar en tierra de nadie, para los de aquí, eres de allí y para los de allí, eres demasiado como los de aquí.

 Te conviertes casi en una nueva persona con una mezcla cultural distinta y casi con una nueva identidad. Ya no eres la persona que te fuiste, ni eres la persona que recién llegó.

2 comentarios:

  1. Te sigo desde hace poco, pero me identifico bastante contigo..
    También soy expatriada, solo que yo vivo a más de 12mil km de casa (soy de un pueblecito de Barcelona y vivo en Chile), y por desgracia, he sufrido 2 pérdidas..
    Hace casi un año que vivo en Santiago, y ahora, es cuando me empiezo a adaptar.
    Lo único en lo q nos parecemos, y digo parecemos, es en el idioma, que en el fondo es español, pero con muuuuuuchos matices!!, la comida es diferente, el carácter, la manera de trabajar...
    Yo tuve que dejar mi trabajo, a mi perra (con mis padres, mi familia, amigos...y por mucho que viaje cada 3 meses a Bcn (suerte inmensa), no es lo mismo..pq yo no tengo fecha de vuelta, y además ayer, mi pareja hablaba de trabajo a 4 años vista...se me cayó el mundo al suelo!!
    Así que no me queda otra que empezar a creer que este va a ser mi país por unos cuantos años..

    Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mucho ánimo Marieta!!!
      La ignorancia nos lleva a pensar que como en Suramérica se habla espannol es todo muy similar y nada más lejos de la realidad!
      Espero que con el tiempor aprendas a disfrutar de lo especial de tu país de acogida. Muchas suerte!

      Eliminar