miércoles, 27 de abril de 2016

¿Fantasma 2.0?

La semana pasada os conté que Blogger se ríe de mi e incluso se permite borrarme comentarios... Desde que me di cuenta de ello me he parado a pensar y me he dado cuenta de que últimamente me han sucedido cosas extrañas en el mundo digital.


Dejando a Blogger y sus jugarretas de lado, en los últimos días he sufrido problemas técnicos varios en mis maltrechas carnes:


El libro que desaparece ante mis ojos fue lo que más susto me dio... Quería yo sacar un libro de la biblioteca y sabiendo que la biblioteca tiene un ejemplar (ya lo había sacado con anterioridad) tuve la extraña experiencia de que la página web mostrara el número de referencia durante unos segundos y después aparecía un mensaje de aviso, diciendo que la biblioteca no dispone de ese ejemplar... :S.


Estando en casa con mi marido y queriendo mirar algo en internet, he tenido que ver como el surfea por la red (con la melena al viento xD) y yo quedarme con las ganas...


¿A vosotras os han pasado cosas extrañas en el mundo 2.0?

lunes, 25 de abril de 2016

Parásitos sociales


El otro día, después de no haber parado en todo el día, por fin tuve tiempo de colocar mis lindas posaderas sobre mi querido sofá, y por supuesto, los pies en alto. No vaya a ser que me sufra el riego. Como no tenía otra cosa que hacer, o más bien, como ya no me daba la cabeza para más, encendí el televisor un día que no suelo hacerlo. Y…¡oh, sorpresa! Descubrí en la tele alemana un despropósito de programa que me dejo entre patidifusa y traumatizada.



Debo decir que no tuve el inmenso placer (léase con ironía) de poder gozar del programa completo. Y menos mal, porque podría haberme dada un mal, o varios a la vez.



El programa en cuestión muestra dos mujeres que se intercambias casa y familia durante varios días. El formato no es nada nuevo, seguro que hay en cada país una versión del programita. Pues bueno, sin entrar a describir las esperpénticas personalidades de los participantes, debo hacer hincapié en el morro que tenía, sobre todo una de las participantes. Resumo brevemente la situación:



La mujer tiene dos hijos pequeños, no tiene trabajo y vive de las ayudas sociales, además de recoger chatarra y ropa usada. Al mes la cuantía económica que recibe del estado ronda los 1200 euros al mes. Además de que el estado le pagara el piso y contribuyera a financiar muebles y electrodomésticos.



Pues no va y dice que con 1200 euros no le da para vivir…Muerta me quedé. Estamos de acuerdo en que con esa cantidad económica al mes, no da para pegarse la vida padre y darse al derroche. Pero de ahí, a decir que es muy muy pobre y que no le alcanza…pues hombre, permítanme que me ría, y mucho además. Se supone que al no trabajar tiene tiempo para organizar la casa, hacer la compra con cabeza y cocinar. Si lo hiciera con cuidadito, sí que le daría, evidentemente no para comer un filetazo de aguja todos los días, pero aquí mi querido Ehemann y yo, hemos vivido con bastante menos que eso al mes, y aquí seguimos.
Además yo no sé de qué se queja, si los alemanes o son muy de comer todo biopijo, o cenan pan con un poco de embutido tooodas las noches, con lo que la comida no debería suponer un gran gasto.



En fin, que está claro, que el que no llora, no mama. Y ante el defecto de pedir, la virtud de no dar.






miércoles, 20 de abril de 2016

Cuando la fecha prevista de parto llega y no hay nuevo embarazo

No voy a negaros que me gustaría estar ya embarazada, y no es sólo por las inmensas ganas que tenemos de ampliar familia. Cuanto más tiempo pase, peor para mi salud, ya que la endometriosis parece no querer dejarme tranquila...

Cuando me hicieron el legrado, alguen hizo un comentario un tanto desafortunado (para mi gusto). Mujer legrada, mujer embarazada. Creo que todos a mí/nuestro al rededor esperaban que me quedara embarazada pronto, ojalá hubiera sido así! Los meses van pasando, y ya hemos llegado al punto al que no queríamos llegar. En los próximos días tenemos la cita en RA, a ver qué nos dicen.






Reconozco que tengo miedo, miedo a que los resultados de la prueban no de bien. Miedo a las hormonas que tendré que pincharme, porque sinceramente, el cuerpo sufre mucho con un tratamiendo de fertilidad. Siento mucho temor a que la endometriosis se dispare por culpa del tratamiento.

Y por supuesto, miedo a no poder tener hijos...aunque aún soy bastante joven y tenemos un poco de tiempo.

Espero que no nos fallen las fuerzas.

martes, 19 de abril de 2016

Blogger me vacila!

Hoy no tocaba entrada, pero me ha pasado una cosa un poco extraña y no puedo evitar querer contároslo. Blogger se ríe de mí!! Ninguno de los comentarios que escribí ayer, entre otros a Piruli, Verena, La Hobbita, se han publicado...


Quiero creer que es un error de blogger y no que me estéis bloqueando...quizás alguien me haya mirado mal en el mundo 2.0...


¡Misterios de la vida! En cualquier caso, espero que se solucione.

lunes, 18 de abril de 2016

¿Qué hay en mi bolso?

Hace unas semanas Verena nos mostraba qué suele llevar en su bolso habitualmente y nos animaba a contar qué llevamos nosotras. ¡Allá voy!


Lo primero aclarar que yo diferencio entre el bolso de diario y el bolso que utilizo los fines de semana o festivos. El bolso de diario es mi pequeño salvavidas para el día a día y es éste el que os quiero enseñar.




Como veis en la foto es un bolso sencillo pero espacioso y la verdad es que estoy muy contenta con él, ¡espero que me dure mucho! Y sin más dilación os dejo la lista de lo que suelo llevar:


Llaves
Cartera con algo de dinero y la documentación
Abono transporte
Pañuelos de papel
Caramelos
Pintalabios
Un pequeño cepillo plegable con espejo incorporado
Gel desinfectante para las manos
Desodorante en spray
Productos de higiene femenina
Toallitas húmedas
Crema para las manos
Guantes
USB
Candado (para las taquillas)
Agenda
Lápiz/Pluma y papel
Lima de cristal y pintaunnas (de vez en cuando)

Espero no dejarme nada...

Vosotras vais bien equipadas para el día a día?


****************************

Esta entrada estaba programada antes de que Piruli me nomira a contar qué hay en mi bolso. Me permito el lujo de copiarle y en otra entrada os contaré que llevo en la cartera. Anda que no se acumulan cosas!!

miércoles, 13 de abril de 2016

Paz y desconexión

Hemos vuelto a casa y con ello ha regresado la rutina. Este pequeño paréntesis en tierra patria me ha sentado genial, vuelvo con las pilas recargadas, una sonrisa en los labios y ganas de afrontar nuevos retos.


Hemos disfrutado de días en pareja, comiendo bien y hasta hemos tomado el sol, ¡cuánta vida nos ha dado!. Reconozco que no os he leído en vuestros blogs, pero con la vuelta a la rutina me pondré al día.


¡Encantada de volver a leeros! ;-).

jueves, 7 de abril de 2016

Cepillo facial

Parece que me ha dado por probar cosas nuevas, eso sí, siempre que esté de oferta. Yo sigo siendo la reina de ahorro, vamos que me fijo un precio máximo y si el producto se pasa del mismo, pues me quedo sin él. Así, sin más. No hay dolor.

La semana pasada os conté qué me ha parecido el agua micelar (lo siento, no puedo poner el link. La entrada salió el jueves) y siguendo la tónica del cuidado facial, hoy vengo a contaros que me he hecho con un cepillo facial eléctrico. No me apetecía comprarme uno simple manual, más que nada porque yo siempre pienso que no aprieto suficiente y al final resulta que aprieto de más, así que me decidí por el cepillo eléctrico. Yo lo compré en oferta y pagué 10 euros por el cepillo (sin pilas) y 4 cabezales, dos para piel normal y dos para piel sensible. Creo que el set completo por ese precio está muy bien.



Después de haberlo utilizado varias veces debo decir que, en general estoy contenta con la compra, de hecho me parece que la relación calidad precio está muy bien. Yo tengo la piel muy bien y no suelen salirme ni puntos negros ni granitos, con lo que tampoco utilizo el cepillo todos los días, hasta ahora he limitado su uso a 2 veces por semana y lo he utilizado junto con una crema esfoliante.

El tiempo dirá si el cepillo aguanta o se estropea antes de tiempo, aunque creo que teniendo un poco de cuidado debería aguantar bien.

Vosotras utilizaís un cepillo facial?